Cárcel no respeta normas sobre dignidad humana

carcel-no-respeta-normas-sobre-dignidad-humanaEl recinto no tiene camas ni colchones y en sus dos pequeñas celdas con poca ventilación, los presos están hacinados

Bajo precarias condiciones de insalubridad y hacinamiento, 92 reclusos preventivos, 80 hombres y 12 mujeres, se han resignado a sufrir privaciones y penurias en la cárcel preventiva de San Luis, en el municipio Santo Domingo Este, adonde son llevados aquellos con casos pendientes de medidas de coerción.

La cárcel, la cual funciona en una pequeña capilla, tiene un letrero donde se informa que está prohibida la entrada de mujeres embarazadas y de menores de edad.

Los casos de los recluidos en el recinto son conocidos en el Juzgado de Atención Permanente de la provincia Santo Domingo, que funciona en un furgón.

carcel-no-respeta-normas-sobre-dignidad-humana-2Una vez el tribunal acoge la solicitud de prisión preventiva presentada por la fiscalía de esa jurisdicción en contra de determinados imputados, los reos son retornados nuevamente a la cárcel de San Luis hasta que el tribunal les notifique la resolución, para posteriormente llevarlos a la cárcel de La Victoria.

El recinto carcelario cuenta con dos celdas, sin cama, ni colchones, pero con dos baños, donde permanecen los reclusos hasta tanto se decida su suerte, mientras que familiares acuden a llevarles alimentos en horario establecido de 12 del día hasta las 2:00 de la tarde.

En las celdas, que cuentan con poca ventilación, los reos preventivos sacan la cabeza algunos para pedir que les pasan una botellita de agua y otros cigarrillos. El recinto se encuentra a pocos metros de la carretera de San Luis.

carcel-no-respeta-normas-sobre-dignidad-humana-1Allí solo están de puestos dos agentes policiales, incluyendo el oficial del día, quienes chequean minuciosamente a las personas que acuden a llevarles alimentos a los reclusos que se encuentran en tránsito en esa cárcel, que no cuenta con circuito cerrado de seguridad ni cámaras de vigilancia.

Una de las cosas que primero llama la atención apenas se llega a la cárcel de San Luis es que en el perímetro no había efectivos apostados, ni tampoco contaba con transporte suficiente para trasladar a los presos a las audiencias para que se les conociera la medida coercitiva.

Mientras que uno de los presos sacó la cabeza y vociferó que se encontraban en condiciones inhumanas y que ese recinto era algo bochornoso y un abuso a la dignidad humana, por lo que pidió la intervención de la Procuraduría General de la República, para que construya otro recinto carcelario que albergue a los reos que se encuentran en tránsito.

La cárcel luce descuidada, en el pasillo de la entrada había una toalla rota, mientras que uno de los presos pidió a un señor que se encontraba al frente del recinto carcelario que le comprara dos fundas plásticas para echar basura.

Ayer lunes la Defensora del Pueblo, Zoila Martínez Guante, deploró las condiciones infrahumanas en que conviven los reclusos alojados en esa cárcel, el cual calificó como un “oprobio, bochorno y abuso a la dignidad humana”, señalando que nadie puede imaginar que en República Dominicana exista un lugar como ese donde habitan seres humanos.

URGENTE CONSTRUCCIÓN OTRO RECINTO CARCELARIO

La Defensora del Pueblo, Zoila Martínez Guante, sugirió ayer al procurador general, Jean Alain Rodríguez; al director de Prisiones, Tomás Holguín de la Paz; y a la fiscal de la provincia Santo Domingo, Olga Diná Llaverías, aunar esfuerzos con otras entidades públicas y descentralizadas para lograr la construcción de un recinto carcelario que albergue esos reos.

“Más que necesario es urgente la construcción de una cárcel donde el reo, ya condenado, pueda cumplir la pena que se le imponga por sentencia”, consideró en comunicaciones enviadas a las autoridades del ministerio público y de Prisiones.

“Le puedo asegurar, magistrado Alain Rodríguez, que todo tipo de enfermedades están alojadas en dicho recinto”, expuso la Defensora del Pueblo en la carta que le envió al Procurador General de la República.

Planteó a las autoridades del ministerio público y de Prisiones abocarse en lo inmediato a concientizar al alcalde del municipio Santo Domingo Este, Alfredo Martínez, y a los titulares del Consejo Estatal del Azúcar y del Consejo Nacional de Drogas, para conseguir que se levante la nueva cárcel.

También propuso a las autoridades del ministerio público y Prisiones coordinar con los Comedores Económicos para que provea el almuerzo y agua a los reclusos del recinto de San Luis y a los policías encargados de resguardar dicha cárcel.

Fuente: http://www.listindiario.com/

Deja un comentario

Close
A %d blogueros les gusta esto: